La crisis recortará en 2011 sustancialmente el presupuesto del festival ovni de Roswell

El festival ovni anual con el que la localidad de Roswell (Nuevo México, EE UU) celebra en julio desde 1996 el aniversario de la presunta caída de un platillo volante verá en 2011 cómo se reducen sustancialmente los fondos que destina el Ayuntamiento a su celebración, según informaba el domingo el Roswell Daily Record. El borrador del presupuesto municipal del año que viene no incluye partida alguna para el festejo de cuatro días, que este año tiene un presupuesto de 150.000 dólares.

Primera página del 'Roswell Daily Record' del 8 de julio de 1947.«Creo que el festival beneficia a la ciudad, y que la ciudad debe obviamente apoyarlo», ha dicho el alcalde, Del Jurney, quien ha añadido que la decisión definitiva sobre la cuantía del tijeretazo se tomará después del festejo de julio. El concejal Dusty Huckabee, que considera «escandaloso» destinar al acto 150.000 dólares, cree que la partida habría de recortarse a entre 40.000 ó 50.000, mientras que Julie Shuster, directora del Centro de Investigación y Museo Internacional Ovni, considera que hacen falta entre 70.000 y 75.000 dólares para organizar un festival digno. Renee Roach, presidenta del comité organizador, espera, por su parte, que los responsables municipales sean conscientes del potencial del acto a la hora de atraer turistas a la ciudad.

Roswell se convierte desde hace años a principios de julio en una Disneylandia de la ufología, con gente disfrazada de extraterrestres, presentaciones de libros y conferencias a cargo de los ufólogos más disparatados, para conmemorar un accidente ovni de 1947 en el que nadie creyó en su momento y que resucitaron Charles Berlitz y William Moore en 1980 con su libro El incidente.

Publicado por Luis Alfonso Gámez

Luis Alfonso Gámez es periodista.