El inocente juego de la güija

La pequeña Regan le muestra a su madre cómo funciona la güija, en ‘El exorcista’. 

Seguro que ha oído hablar de la güija o, como les gusta decir a los traficantes de misterios, el “mal llamado juego de la güija”. Es más, posiblemente hasta haya jugado con ella y se haya sorprendido con los movimientos del puntero entre las letras y los números del tablero. ¿Qué lo empuja? ¿Se comunica alguien con nosotros? ¿Jugar con la güija puede ser peligroso, como sostienen muchos expertos en lo paranormal? Si le pica la curiosidad, siga leyendo. Si prefiere confiar en el Más Allá, despliegue el tablero, ponga el dedo índice sobre el puntero, haga las preguntas y espere a que le respondan…

Sigue en el diario El Correo (suscripción).