La Asociación Médica Estadounidense aboga por la vacunación obligatoria

Campaña de vacunación en México. Foto: Paulette636.La Asociación Médica Estadounidense (AMA) aboga porque sólo las causas médicas se consideren validas a la hora de no vacunar a un niño. «Como se desprende del reciente brote de sarampión de Disneylandia, la protección de la salud de la comunidad en una sociedad con la movilidad de la actual requiere que las autoridades no permitan que los individuos eviten voluntariamente la inmunización basándose en cuestiones de preferencia personal o conveniencia», ha dicho Patrice A. Harris, miembro de la junta de síndicos de la AMA. En diciembre, los bajos índices de vacunación provocaron en Disneylandia (California) un brote de sarampión que superó los cien casos en 14 estados.

Fundada en 1847, la AMA es la asociación médica más grande de Estados Unidos y edita de la prestigiosa revista JAMA. Reunidos en Chicago en su asamblea anual, los socios de la entidad votaron el lunes a favor de que la entidad propicie políticas de vacunación «estatales más estrictas para permitir exenciones únicamente por razones médicas», en línea de la legislación que está tramitándose en California, que obligará a inmunizar a los niños antes de entrar en el jardín de infancia e impedira cualquier excepción por motivos religiosos o personales. «Cuando la gente se vacuna también ayuda a prevenir el contagio de la enfermedad a otros», ha destacado Harris. La AMA recuerda que los programas de inmunización han controlado o eliminado en Estados Unidos la propagación de enfermedades epidémicas como la viruela, el sarampión, las paperas, la rubeola, la difteria y la poliomielitis, y destaca que los requisitos de vacunación varían de estado a estado, aunque sólo dos -California podría ser el tercero- prohíben las exenciones basadas en creencias personales .

Mientras la AMA apuesta por la vacunación obligatoria, en España se han empezado a oír en los últimos días voces que piden tolerancia con los antivacunas, algunas desde estamentos médicos que aducen que la obligatoriedad no va a hacer que ese colectivo cambie de actitud. También es cierto que, al mismo tiempo, responsables políticos y otros médidos se han significado a favor de la obligatoriedad de las inmunizaciones incluidas en el calendario vacunal. No entiendo que alguien saque la cara a los antivacunas -con la idea de que por las malas no van a cambiar de actitud- cuando otras medidas coercitivas, como la prohibición de fumar en locales públicos y la obligatoridad del cinturón de seguridad en los coches, han dado tan buenos resultados. Nunca he entendido la tolerancia con los antivacunas y menos ahora que un niño de 6 años se debate en Cataluña entre la vida y la muerte sólo porque sus padres no quisieron protegerle contra la difteria.

Los antivacunas son unos egoístas, unos insolidarios que, además de jugar con la salud de sus hijos, ponen en peligro la de muchos otros. Si sus pequeños no sufren más enfermedades, es porque la inmensa mayoría de la población está vacunada, hace de barrera y les protege. Pero sus niños son un riesgo para la salud de los lactantes, de aquellos pequeños que no pueden ser inmunizados por circunstancias particulares, de quienes nacieron antes de las campañas de vacunación masivas y no pasaron la enfermedad, y de quienes han perdido o tienen debilitadas las defensas ante los agentes infecciosos, como los receptores de trasplantes de médula ósea, los diabéticos y los infectados por el VIH. Por eso, los antivacunas son un peligro y, como ha apuntado el secretario de Salud Pública de la Generalitat, Antoni Mateu, las autoridades deben “perseguir de forma punible” a quienes con mentiras contribuyen a que haya padres que incumplan el calendario de vacunación de sus hijos.

Publicado por Luis Alfonso Gámez

Luis Alfonso Gámez es periodista.

Únete a la conversación

13 comentarios

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  1. Alarmismo en Disneylandia, en este artículo…y en una organización de dudosa reputación como la AMA. Es un poco chocante que a raíz de un brote episódico de sarampión sin ninguna prueba objetiva y real que lo relacione con la supuesta baja tasa de vacunación en aquella zona de EEUU provoque en los fans pro-vacunas que éstas se impongan obligatoriamente por encima de la libertad de las personas a decidir.

    El informe de la JAMA sobre el brote de sarampión ocurrido en Disneylandia huele a manipulación ya que un estudio presentado por California Healthline, determinó que al menos el 86% de los que fueron infectados por el sarampión en Disneylandia estaban vacunados de la triple vírica, es decir, de sarampión, paperas y rubéola. Esto quiere decir que ninguno de ellos debería haber sido contagiado por el sarampión. La mayoría de los afectados por sarampión fueron vacunados. Incluso lo más probable es que alguno de los que recibió la vacuna pudo ser el causante del contagio al resto, por lo que si algo queda claro es que las vacunas funcionan…para contagiar..

    Como dice Shane Ellison, químico médico, «A lo sumo, las vacunas aumentan nuestras defensas sólo temporalmente. Esto es porque el sistema inmunológico está programado para reconocer y atacar invasores que entren a través de una ‘puerta de entrada’ natural como es la nariz, la boca y los ojos. No funciona de forma correcta cuando combatimos la infección en nuestro cuerpo con una aguja. La AMA simplemente pretende asustar e intimidar a los padres a vacunar a sus hijos».

    Por cierto, la AMA también es conocida también como American Murder Association, la que persiguió al científico Royal Raymond Rife (el que desarrolló un método para curar el cáncer) hasta arruinar su vida.

      1. Royal Rife es conocido por haber cometido uno de los mayores fraudes médicos de la historia, como el «inventor» de una máquina que curaba el cáncer y posteriormente dió alas a muchos aprovechados que hicieron negocio con sus delirantes teorías. Evidentemente la AMA lo puso en su sitio y descreditó todas sus «investigaciones».

        1. Por cierto, no era científico como afirma Recaredo, ni médico.
          Carecía de formación científica de ningún tipo. De hecho se dedicó a «curar el cáncer», después de ser chofer y empeado de unas líneas aéreas.

        2. Falso por los cuatro costados. Rife no desarrolló ningún fraude. Fue un científico perseguido por un personaje mafioso (Morgan Fishbein, el jefe de la AMA, quien jamás ejerció, por cierto, como médico) y cuya labor sobre Rife fue destruir su reputación (e instrumental de laboratorio) a base de ejercer todo tipo de chantajes y extorsiones para hacerse con su trabajo. Su máquina estaba ideada sobre principios científicos (la técnica de la heterodinación) utilizando el clásico ensayo-error sobre centenares de animales de laboratorio para luego pasar a los humanos. La Universidad del Sur de California y la Comisión médica creada al efecto (entre los mejores médicos del país) validó sus trabajos y supervisó a los pacientes de cáncer tratados con éxito a través de su dispositivo.

          Rife SI fue científico y MÉDICO, pues se graduó en Medicina por la prestigiosa Universidad John Hopkins y luego completó su formación en la Universidad de Heidelberg en Alemania, donde en 1914 le concedieron un doctorado honoris causa por sus investigaciones en el campo de la Parasitología. Rife inventó el microscopio más avanzado para la época…Fue, en definitiva, un genio. Lamentablemente nada ha quedado del trabajo original del Rife puesto que todo su trabajo fue destruido intencionadamente por la AMA.

          Señor Mag, no se invente falsedades

          1. He de darle la razón, Rife si fue médico. Cometí un error al confundirle con otro personaje. Mis disculpas.

            Lo que sí es cierto es que nunca se pudo probar que su «máquina para curar todas las enfermedades» funcionase, que fue desacreditado por las autoridades médicas de la época. Que su trabajo no ha podido ser reproducido.
            Y que sus teorías han servido para que cientos de desaprensivos (empezando por Lynes y su «famoso» libro) hagan caja con libros y máquinas «milagrosas» de nula efectividad e incluso perjudiciales para la salud.
            Hoy día solo ofrecen crédito a su trabajo colectivos de medicinas alternativas, pseudomedicinas y conspiranoicos varios.
            Nada más un saludo y reitero mis disculpas

        1. Si va por mi. Mmm…¿Pero has presentado algún argumento que refutar con otro?

          Disculpa pero no lo he visto: «huele», «dudosa reputación», «alamismo», «manipulación», perseguidores despiadados e injustos, las vacunas contagian, fans pro-vacunas…
          Tu comentario contiene afirmaciones y descalificaciones por igual, algunas muuuy gordas como llamar asesinos a la AMA.

          «el sistema inmunológico está programado para reconocer y atacar invasores que entren a través de una ‘puerta de entrada’ natural como es la nariz, la boca y los ojos»

          El sistema inmunológico reconoce las moléculas extrañas a través de receptores celulares, lo que incluye su entrada por una herida en la piel o una vacuna. Recordemos que existen enfermedades autoinmunes. Y que un feto puede ser atacado por el sistema inmunológico de su madre.

          Y el resto son simplemente falsas creencias.

        2. Respondiendo a Mag: El trabajo de Rife fue certificado positivamente por la Comisión médica de la USC quien confirmó el éxito de la terapia de Rife sobre 14 de 16 pacientes. El problema para este gran científico es que apareció en escena Fishbein (el capo de la AMA) quién vio la oportunidad de hacerse con el brillante trabajo de Rife demandándole judicialmente ya que previamente no pudo sobornarle. Como no lo consiguió, prohibió a los médicos de la AMA que utilizasen la máquina de Rife (el Beam Ray Machine) y después…que cada uno saque sus conclusiones: el microscopio universal de Rife apareció destrozado, los laboratorios de su empresa de Nueva Jersey incendiados (intencionadamente) y los médicos que estaban de su parte fueron acosados o comprados. Eso sin contar que durante el litigio con Fishbein a Rife le robaron gradualmente materiales de su laboratorio y escritos sobre los trabajos que había desarrollado.

          Rife tuvo apoyos como el de Milbank Johnson, quien era uno de los más respetados médicos de EEUU y profesor de la USC. Pero, qué casualidad, Johnson murió en 1944 y con él desaparecieron todos los ensayos clínicos de Rife que obraban en poder de la Universidad del Sur de California.

          Por lo demás, nada hay actualmente que se parezca a lo que hizo Rife. Se basa en suposiciones aproximadas de su trabajo. Estoy de acuerdo, aquí, con usted en que son artilugios sacacuartos, muy caros por cierto, sin ninguna validez práctica y terapéucamente, por tanto, no sirven para nada que no sea crear un potencial problema.

          Saludos cordiales y gracias

          1. * «Pero, qué casualidad, Johnson murió en 1944»: una gran casualidad que una persona de más de 70 años muera de un infarto.

            Veo que domina usted la pesca del arenque rojo.

  2. La verdad es que argumento de que no hay que imponer las vacunas, sino simplemente convencer porque los castigos son contraproducentes además de risible está fuera de toda realidad. Y yo me pregunto siguiendo esta patética argumentación, entonces ¿un padre puede llevar a sus hijos pequeños en el coche sin la sillita reglamentaria?¿o un conductor puede saltarse un semáforo en rojo o viajar a 250 km/h y no debemos multar a ninguno sino que hay que concienciarles y convencerles para que abandonen tan peligrosos comportamientos tanto para ellos como para el resto de sus convecinos? Lo que parecen no entender estos «moderados educadores» tan refractarios a la represión es que vivir en sociedad implica un recorte diario de las libertades y una imposición cotidiana de normas, ya que una persona no puede orinar o defecar en donde le plazca, tampoco se puede tirar la basura por la ventana, no podemos agredir a quien nos caiga mal o se cuele en la cola de un cine o un supermercado porque vivimos en un mundo con un inmenso conjunto de regulaciones, leyes y normativas que limitan nuestra «libertad» para hacer posible la convivencia de millones de personas en nombre de un bien común.
    Y sin embargo en quizás uno de los temas prioritarios de nuestra vida, nuestra salud tanto individual como colectiva debemos paralizar cualquier regulación basada en un inmenso conocimiento científico obtenido gracias al esfuerzo de millones de investigadores y médicos a lo largo de los dos últimos siglos y dejar la «libertad» de elección en manos de un padre que, aunque se preocupe mucho por su descendencia y trabaje como un mulo para dar lo mejor a sus vástagos, puede que sea incapaz de diferenciar un virus de una patata o una bacteria de una tostadora. ¡Misterios de la democracia mal entendida!

  3. Creo que es una cuestión sobre qué estrategia elevará la vacunación. En algunos párrafos de tu entrada se mezclan pero yo diferenciaría entre nucleo duro irreductible y aquellas personas que pueden ser convencidas por una buena información y una actitud que comprenda que se han equivocado. Los padres de ese niño afirmaron que se sentían engañados por los grupos antivacunas. Y esto es destacable ¿no?

    Una actitud que los contemple a todos por igual y simplemente como egoistas y peligrosos [«sus niños son un riesgo para la salud «, LAG: ¿los que no pueden ser vacunados también lo son? ] puede dificultar el acceso a muchas de esas personas, más cuando probablemente muchos de ellos se sienten padres y madres responsables atemorizados por las exageraciones y mentiras de los grupos antivacunas. Mateu también dijo que había dos víctimas de los antivacunas: el niño y los padres.

    http://ccaa.elpais.com/ccaa/2015/06/05/catalunya/1433508112_300915.html
    http://elpais.com/elpais/2015/06/02/planeta_futuro/1433262146_575760.html

    Mis dos centavos,

    1. Sin embargo, he firmado en change.org para apoyar la vacunación obligatoria.

      https://www.change.org/p/ministerio-de-sanidad-el-calendario-vacunal-en-los-ni%C3%B1os-debe-ser-de-obligado-cumplimiento?utm_source=action_alert&utm_medium=email&utm_campaign=324711&alert_id=YdnzEcsgDi_m7fFjqkd5h%2BkP0bIkS8wVJkuvbwH78JvAYlVpWZ%2FCXnkyGyX9xn9IWRzUhoj7aQ9