Inventos ‘made in Spain’: el dispositivo que reduce el consumo de gasolina y el protector de ondas del móvil

El Ayuntamiento de Torrox (Málaga) pondrá en todos sus automóviles un aparato que, dicen, permite reducir espectacularmente el gasto en combustible y las emisiones contaminantes. «La instalación de estos dispositivos en la flota de vehículos municipales va a suponer un ahorro considerable en el consumo de combustible. Según las estimaciones iniciales, el Ayuntamiento puede ahorrar, al menos, un 25% del gasto anual en carburantes, lo que puede suponer más de 6.000 euros al año», asegura el concejal de Medio Ambiente, Lauren Salvatierra. Sería una magnífica noticia, y más en tiempos de crisis, si fueran ciertas las propiedades del cacharro en cuestión, de nombre Eco-Car. Pero ¿lo son?

El enterarme de la noticia hace unos días, gracias a Gonzalo Camarero a través de Twitter, me vinieron a la cabeza babas de caracol, alargadores de pene, quitadolores y quitamanchas prodigiosos, cuchillos cortalotodo… Me resulta muy difícil creer que un dispositivo como Eco-Car funcione y no venga instalado de serie en los coches. Este escepticismo inicial lo comparten varias personas con las que he hablado del asunto, incluidos un químico, un mecánico del automóvil con décadas de experiencia y el responsable de las pruebas de efectividad que exhibe el fabricante de Eco-Car en su web. El aparato se vende a 149 euros y su instalación es sencilla, extremo que me han confirmado en un taller donde me han dicho que puede suponer 20 euros de mano de obra. Lo distribuye mundialmente la compañía madrileña Profit for Work, con sede en San Sebastián de los Reyes (Madrid), y tiene entre sus distribuidores a Greener World, nacida como Sky Water Green World Malaga en julio pasado, que es la empresa que va a colocar el dispositivo en los vehículos del parque móvil de Torrox.

«Eco-Car está compuesto por un conjunto de minerales que, al contacto con el combustible de los motores de combustión interna o externa, actúan como inhibidores estáticos de los campos de influencia externa de tipo magnético, radioeléctrico, eléctrico, electromagnético y similares que afectan a fluidos, líquidos y gases combustibles», según Profit for Work. Sin imanes «ni productos químicos» -de ser cierto, sería nada de nada, ¿no?-, es «un economizador de combustible, que proporciona un importante ahorro en gasolina y diesel», ya que «mejora el proceso de combustión al disponer los electrones de manera que puedan mezclarse de forma óptima con el oxígeno». Además, «reduce de manera significativa las emisiones contaminantes de CO2 en todo tipo de vehículos, maquinaria y grupos electrógenos», y permite «circular sin usar las marchas pares». ¡Toma ya!

El producto -me ha indicado César Rubio, director general de Profit for Work- es de «fabricación nacional». Su equipo llegó a mantener reuniones sobre Eco-Car con Rosa Aguilar cuando era ministra de Medio Ambiente y está en contacto con el Instituto para la Diversificacion y Ahorro de la Energía, organismo dependiente del Ministerio de Industria con el que he intentado hablar sin éxito. Rubio me ha explicado que el desarrollo del dispositivo ha llevado diez años a una empresa que tiene «5 o 6 trabajadores» y que se dedica a la innovación en productos relacionados con la calidad de vida y el medio ambiente. Uno de ellos «es un aparato para protegernos de las ondas de los móviles». Está en fase experimental, pero Rubio lo lleva ya adherido a sus teléfonos porque está convencido de que inhibe las ondas, según él, dañinas. Espera empezar a comercializarlo en un año. Vuelvo a repetirlo por si acaso pasa por aquí algún despistado:  no hay ninguna prueba de que las ondas de telefonía causen daño alguno; no hay ningún estudio científico que respalde ese temor irracional que se ha apoderado de parte de la población. Lo que hay es un negocio del miedo.

Las pruebas

Instalación de Eco-Car.Aunque tenía que haberme bastado con el hecho de que los fabricantes de Eco-Car hayan diseñado también un escudo contra las emisiones de radiofrecuencia, le he pedido reiteradamente a Rubio que me diga cuál es la ciencia básica en la que se fundamenta el producto. En todo momento, se ha remitido a pruebas de campo y en talleres que habrían confirmado lo que sostiene su publicidad, y ha dicho que está dispuesto a realizarlas ante cualquiera con cualquier coche. En términos parecidos se ha expresado Antonio Merelo, de Motortech -una distribuidora de Eco-Car-, quien me ha asegurado también que su efectividad está probada. Según él, en un turismo con un motor de 1.900 centímetros cúbicos, su uso puede suponer un ahorro de combustible del 12% al 15%, siempre y cuando el vehículo esté puesto a punto, porque «los milagros no existen». Obviamente, le he preguntado cómo, si es un dispositivo tan útil, no lo ponen de serie los fabricantes de automóviles y me ha respondido: «Les interesa más vender filtros de partículas». Rubio, por su parte, me ha dicho que ya hay un fabricante interesado en hacerlo. Cuando les he pedido pruebas de la efectividad, ambos me han remitido a sendas «certificaciones» realizadas por la firma Automovilidad, sobre el ahorro de combustible y las menores emisiones de gases.

En Automovilidad, he hablado con Javier Chicharro, responsable de la sección de Transporte y Vehículo Industrial, que en febrero del año pasado fue el encargado de las mediciones de la efectividad del milagroso aparato. Lo primero que me ha dicho es que ellos no certifican nada, porque Automovilidad es una empresa privada, «no un organismo certificador». Utilizaron tres turismos proporcionados por el fabricante de Eco-Car para comprobar las emisiones de los mismos con y sin el dispositivo, y lo mismo hicieron respecto al consumo. Automovilidad constató que las emisiones se redujeron en los tres vehículos un 52,9%, tal como sostiene el fabricante, mientras que el consumo se redujo un 24,9% en el mejor de los casos.

«¿Que eso hace algo? Parece que sí. ¿Qué? No lo sabemos. Nuestra labor se limita tomar medidas. Yo lo que puedo decrite es que en esos coches se dieron los resultados que te digo», indica Chicharro. El responsable de Automovilidad reconoce que no tiene una explicación para que, si funciona como dicen, el dispositivo no venga en los coches de serie. Él cree que no les hicieron trampa: «Los Eco-Car fueron instalados en nuestra presencia, bajo nuestra supervisión e inmediatamente después de la prueba sin el dispositivo instalado, e inmediatamente después pasaron la prueba con el dispositivo instalado. Sinceramente, me resulta muy dificil creer que hubiese otras modificaciones». Salvatierra, el concejal de Medio Ambiente de Torrox, me ha indicado que van a instalar gratis el dispositivo en los dieciocho vehículos de la flota municipal porque a la distribuidora local le interesa la publicidad. Está convencido de que van a ahorrar dinero en combustible y reducir las emisiones, tal como ha constatado un taller de Vélez en unas mediciones hechas para el Consistorio.

El milagro de Eco-Car.

¿Truco o Nobel?

Si tuvieran que elegir entre que hay truco o que Eco-Car realmente funciona, ¿por qué se inclinarían ustedes? Yo, por la primera opción. Es lo que sospecho desde el primer momento -cuando vi el producto como típico de la teletienda- y en lo que me he reafirmado después de hablar con Fernando Cossío, catedrático de Química Orgánica de la Universidad del País Vasco y presidente ejecutivo de Ikerbaque, la Fundación Vasca para la Ciencia.

«Lo que aparece en la página web contiene un montón de fraseología pseudocientífica. Todo eso que dicen de los campos magnético, radioeléctrico, eléctrico, electromagnético… carece de sentido. Y tampoco tiene mucho sentido eso que afirman de que el aparato dispone los electrones de manera que puedan mezclarse de forma óptima con el oxígeno. La combustión es una reacción química en la que un hidrocarburo se mezcla con oxígeno para dar dióxido de carbono (CO2) y agua. Cuanto más eficaz es una combustión, más CO2 se produce. Es una falacia decir que, cuanto más eficaz es una combustión, menores son las emisiones de CO2. Otra cosa es que, como de hecho la reacción se hace con aire y no con oxígeno puro, se produzcan óxidos de nitrógeno cuya emisión se minimiza con catalizadores colocados a la salida del motor, no a la entrada. Además, si el dispositivo contiene algo que facilita la combustión, o sea un catalizador, debería estar colocado allí donde tiene lugar la combustión, no antes», explica Cossío. Para este químico, miembro del Círculo Escéptico, resulta evidente que, «con el problema energético tan brutal que tenemos, si alguien hubiera descubierto un catalizador que facilitara la combustión y ahorrara tanta energía como dicen del Eco-Car, se habría publicado en medios de difusión mundial, y la comunidad científica y los medios de comunicación de todo el mundo se habrían hecho eco del invento».

No sé dónde está el truco de los extraordinarios resultados de laboratorio de Eco-Car; pero estoy seguro de que lo hay. Como lo hay cuando un ilusionista hace desaparecer la Estatua de la Libertad o saca una paloma del sombrero; como lo hay en las demostraciones de los cuchillos cortalotodo y otros portentos de la teletienda; como lo hay en las consultas de los tarotistas y espiritistas. A no ser, claro, que quieran que me crea que los inventores de Eco-Car han hecho un descubrimiento que podría resolver parte de los problemas energéticos y de contaminación mundiales, con el que podrían ganar millones y millones de euros, y, para darlo a conocer al mundo, van haciendo pruebas aquí y allá en vez de publicar su hallazgo en una revista científica de prestigio. Una pequeña empresa española logra un avance tecnológico de Nobel y lo va probando de taller en taller en vez de hacer que lo examinen las instituciones científicas más importantes del mundo. Sinceramente, creo que Eco-Car tiene tantos visos de funcionar como el protector de ondas del móvil desarrollado por el mismo fabricante.

Publicado por Luis Alfonso Gámez

Luis Alfonso Gámez es periodista.

22 respuestas a «Inventos ‘made in Spain’: el dispositivo que reduce el consumo de gasolina y el protector de ondas del móvil»

  1. Esa innovacion me temo que salio al mercado hace decadas ,el auto consume menos combustible y la entrada de alimentacion al motor es mucho menor ,aunque a un auto con sistema de carburador se le pueden innovar facilmente tres tipos de combustible diferentes uno del otro y el resultado es el mismo .

  2. En todo caso, los del ayuntamiento de Torrox no van a ser los primeros políticos que por su ignorancia van a ser presa de timos similares. El ínclito Caudillo, allí por los años del hambre, fue timado por un austríaco que le prometió que era capaz de hacer gasolina con agua del Jarama. Si es que no aprendemos…

  3. http://www.popularmechanics.com/cars/alternative-fuel/gas-mileage/1802932?page=1
    http://www.mnsu.edu/news/read/?paper=topstories&id=old-1086498001

  4. Simplemente basta darse una vuelta por http://tuvdotcom.com/?locale=es para comprobar que no existe la certificación TUV que prometen en su web. Cuando dicen desde Automovilidad que ellos son una empresa privada y no un organismo certificador, quieren decir que ellos no certifican nada, sencillamente Profit for Work pasaba por allí con un buen dinerito para que Automovilidad fuera testigo de la prueba de campo de su producto. A mí personalmente, lo que más rabia me da del asunto, es que se le de pábulo a estos estafadores desde algunas instituciones públicas, concretamente lo del Ayuntamiento de Torrox debería estar penado como delito. Asco de país.

  5. Hace tiempo que anunciaban un aparato similar en radio timo (onda cero) por la mañana, en un programa de un periodista que se las da de tener la razón. Espero que ahora hayan encontrado mejores anunciantes y patrocinadores porque daba vergüenza escuchar (involuntariamente) semejante programa.

  6. Por cierto con ese inhibidor de ondas de telefónía movil: si el aparato funciona inhibiendo lo que sea que inhiba ¿no hará que el teléfóno no funcione precisamente debido a la inhibición? ¿O es que hay ondas malas de telefonía y buenas? ¿Y si las malas son las que hacen funcionar la comunicación? En fin que no parece que tenga muy buena pinta eso. Y Respecto a la gasolina pues, aplicando la navaja del tipo ese que todos nombran, si fuera cierto habría bofetadas por apoderarse de la patente. ¿No lo querrían tener todos los fabricantes? ¿Es así? No lo parece, ergo timo al canto.

  7. Desde que Gámez les anda jodiendo el negocio de las convenciones estos defienden hasta el alargador del pene si hace falta Lluis. Para el buen rollo de la conciencia que predican vaya mala bilis que gastan.

    Por cierto, al moderador me dirijo, por mucho menos nuestros comentarios vuelan mientras que los de este resentido tienden a permanecer. Ya me imagino que como quien oye el agua correr, pero lo dejo para que conste.

    Sun salud☼.

  8. Vaya, pobrecito Adamsky, que para desacreditar un artículo que no le gusta tiene que coger solo una pequeña frase y construir su crítica desde ella basándose en… oh, espera, nada. En fin, si tanto cree que realmente esta chorrada funciona, perfecto. Yo le apuesto un café a que es un fraude. Mas que nada porque si fuera cierto, sería un bombazo espectacular, todo el mundo querría informarse de cómo funciona y TODA la humanidad se beneficiaría de algo que ayudaría a superar los problemas energéticos que tenemos. Pero seguramente es un timo cutre. No es el primero que aparece, ni será el último, por desgracia.

  9. «Si tuvieran que elegir entre que hay truco o que Eco-Car realmente funciona, ¿por qué se inclinarían ustedes? Yo, por la primera opción. Es lo que sospecho desde el primer momento »

    Muchas sospechas, muchas sospechas, pero ni la menor evidencia de que esto no funcione. ¿Y si alguna vez dejaras de manejarte con supuestos? Como siempre, hablando al pedo de cosas que no tienes la más puta idea. Porque no vas decirme ahora que sos un especialista en automóviles también, además de tus otras múltiples especialidades científico-tecnológicas e incluso humanísticas. Porque si hay algo que Gámez sabe, y mucho, es de TODO. Y para TODO tiene opinión y crítica, como todo gran entendido. No importa lo que diga la OMS, él sabrá mucho más; no importa lo qeu diga la Universidad Complutense, él sabrá mucho más; no importa lo que pubique la prensa gilipollas, como el Washington Post, él sabrá mucho más. Sí, señor.

  10. Con tirar ligeramente de un cable que modifique la mezcla de combustible (centralitas o carburadores) ya es suficiente para que en medio segundo el coche pase de consumir lo normal a consumir bastante más y contaminar bastante más.

    Seguro que muchos de aquí han tenido coches con el famoso tornillo para regular el CO y pasar la ITV…

  11. Sí, bueno, hace ya tiempo que se iventó el San Cristóbal para reducir la siniestralidad (que por cierto, muchos tienen imanes…), pero los accidentes no se han reducido realmente hasta que no se ha implantado el carné por puntos.

    Pero me gustaría hacer un apunte: Si la eficiencia de la combustión es mayor, lo que se reduce es la emisión de monóxido de carbono (CO), que es un gas tóxico al combinarse con la hemoglobina con mayor eficiencia que el oxígeno (formando carboxihemoglobina), pudiendo provocar somnolencia, mareos y asfixia al reducir la capacidad de la sangre para oxigenar el cerebro y demás tejidos (la típica escena del que se suicida dentro del coche con un tubo conectado al tubo de escape) y es uno de los mayores peligros de la mala ventilación en túneles y subterráneos. Con lo que algo sí se ganaría, si el cachivache ese funcionara, claro…

    …pero vendiéndolo de taller en taller y de plaza en plaza, cual vulgares vendedores de crecepelos, en vez de patentar y publicar tan maravilloso invento, y hacerse de oro y ser colmados de honores, pues sí que es para tomárselo con mucho escepticismo. A mí esto me recuerda a esos cacharros de la teletienda para «magnetizar» el agua del grifo y demás chorradas. Una simple moda pasajera, hasta que la mayoría se dé cuenta de que no ve reducirse significativamente su gasto en combustible y les dé por probar alguna otra zarandaja, como por ejemplo, una «eco-bola» para el depósito del cobustible o algo así.

  12. (Soy @Gryphus que me da pereza iniciar sesion :p)

    Lo mejor de todo es que me juego el cuello a que eso no es mas que un filtro de gasolina de los de toda la vida como los que se montaban en los ciclomotores antiguos. Tiene exactamente la misma forma y he visto unos cuantos en el taller de mi abuelo, que los ponías para que el pequeño orificio del tornillo del carburador no se tupiera cada dos por tres con las impurezas de la gasolina (algo bastante común).

    Hoy en día no se ven porque ya todos los ciclomotores vienen con su filtro de combustible integrado en lugar de una manguera directa del deposito al motor, pero si nos hacemos con uno y lo abrimos seguramente sea una mera malla metálica fina dentro del cilindro de plástico.

    En caso de ser algo así podría incluso llegar a reducir el rendimiento del coche ya que es bastante común que se terminaran tupiendo (menos caudal de combustible que llega) y había que desmontarlos y limpiarlos, o cambiarlos por otro.

    Veo que no son tontos y en los motores de inyección recomiendan montarlo en el retorno (OJO a esto), para evitar una caída del rendimiento. Aun así el retorno de combustible también puede llegar a tupirse con las impurezas del combustible residual. (Normalmente vuelve directo al deposito y el filtro se encarga de su limpieza).

    Y el «OJO» que os comentaba antes; veo que nadie se ha dado cuenta y es algo que canta demasiado jaja….
    http://blogs.elcorreo.com/magonia/files/2012/01/Eco-Car2.jpg

    >>Si recomiendan montar el dispositivo en el tubo de retorno del combustible al deposito en los coches que no sean de carburación (TODOS los modernos), y no en el acceso al motor… ¿Como demonios va a ahorrar combustible ese cacharro?
    En el punto en el que se recomienda montaje montaje es una simple tubería de la salida del motor a la entrada del deposito, y no hay ningún proceso en el que se consuma combustible. (Es decir, partimos de la premisa de que este dispositivo ahorra combustible se torna completamente inútil, ya que el combustible YA ha pasado por el ciclo de combustión del motor). Ahí tenéis una prueba de que esto es un timo, sin necesidad de meterse en química ni física, solo mecánica.

    Dos cosas mas: 1, recomiendan montarlo ahí en motores modernos, porque en la admisión de los motores actuales el combustible va a alta presión y tanto dicha presión como el caudal de combustible controlados electronicamente mediante un ECU. El introducir un elemento extraño puede reducir el rendimiento del motor o provocar una avería (no resistencia a la presión en el «empalme», obstrucciones en el aparatito que joden la admisión y reviente el producto milagro por la presión que da la bomba de combustible…)

    Por ultimo. En cuanto a lo de la compañía de mediciones «Automovilidad» tenemos dos opciones: Primero que no tengan escrúpulos y hagan lo que les digan porque ellos pagan. Es una practica común en este tipo de empresas en general y en vehículos en particular, especialmente para falsear kilometrajes, potencia en Cv del motor (en ventas de 2ª mano), y esas cosas

    La otra opción es mas rebuscada pero posible. Que los responsables de eco-car (que proporcionaron ellos el vehículo) entregaran un coche con la ECU manipulada y de algún modo pudieran cambiarla remotamente o con un preset desde el coche. Cualquier variación en los ajustes del ECU de un coche cambia brutalmente el rendimiento, emisiones y ajustes de combustible, asi que es perfectamente que una ecu configurada en dos modos (bueno y malo) sirva para engañar a Automovilidad, que simplemente hacen unas pruebas similares a las de la ITV (meter una sonda en tubo de escape para medir emisiones, por ejemplo).

    Tengo curiosidad por hacerme con uno y ver «que tiene dentro», pero seguro que el efecto placebo tambien funciona en conductores, como los canis que le ponen un aleron estrambotico a su vehiculo y asi ya creen que el coche les corre mas.

  13. Hola a todos, nose si es mentira o no lo del dispositivo este, pero yo hace unos años trabajaba en un taller donde lo instalabamos y daba resultados. Que yo recuerde y no me acuerdo si era el dioxido o el monoxido de carbono pero lo reducia, y subia la potencia unos 5 CV y reducia entre un 10 y 20% el consumo. Por lo que me habian contado por entonces lo que hacia el cacharrito este era desmagnetizar el combustible y mejorar asi su combustión (mejoraba la combinación del combustible con el oxígeno) y doi fe que en el aparato de humos los valores cambiaban al poner el cacharro este solo a los 10 o 15 minutos de estar en marcha el coche.

  14. Mi tesis es que los coches ensayados estaban trucados para gastar más y ese chisme elimina el defecto. Es perfectamente compatible con la versión de Chicharro.

  15. Por cierto, un enlace con una cantidad de información impresionante y muy bien ordenada sobre todo tipo de falsos dispositivos de ahorro de combustible:

    http://www.fuelsaving.info/index.htm

    Lo que no veo por ninguna parte son referencias de ensayos «trampeados». Vamos a tener que preguntarle a nuestros magos internos residentes para esto…

  16. Este invento tiene un precedente reciente, en versión un poco más cutre: el Eco-Fuel 21.

    http://kurioso.es/2010/05/31/los-economizadores-de-combustible-magneticos-otra-dosis-de-magia-y-pseudociencia-esta-vez-en-el-motor-de-tu-coche/

    Creo que el enlace al producto en sí está roto, pero se puede acceder aquí:

    http://www.publipunto.com/motor-y-automoviles/53-ecofuel-21-ahorra-combustible.html

    Es interesante comprobar que en los foros de coches, en general, se ha hablado bastante de estos asuntos (búsqueda Google) y que los usuarios demuestran un sano escepticismo, comparando los inventos con la Powerbalance. Y destacan por su ausencia las contribuciones de tipo «a mí me funciona» en los mismos foros.

  17. A mí me suena muy parecido a otros timos como el de la Ecobola (http://www.publico.es/359796/sanidad-frena-el-timo-de-la-ecobola) o la Ecoducha (http://www.irisana.com/productos-irisana+ecoducha~326.html).

  18. Desconcertante tambien la actitud del responsable de Automotive ese… Ah.. si … pse… nos traido un trasto que ahorra un 25% de combustible y reduce las emisiones un 50%… pero pasamos de él… no sabemos como funciona pero tampoco nos importa mucho…

    Vamos… ah… si… tieen la piedra fiolosofal y funciona… si.. hemos comprobado que convierte el plomo en oro… pero pasamos del tema…

    Hombreeeeeeeeeeeeee…. no es por dudar de Automotive, pero entre que usan coches de Ecocar, y que pasan en patinete de unos resultados supuestamente alucinantes que solucionarian la mitad de los problemas de emisiones de los automoviles… esto es de lo mas chusco….

    Ah… y el mecanismo… como la homeopatia… siempre se puede recurrir la la mecanica cuantica (al final la va a usar hasta Mourinho para explicar por que no gana al Barsa)

  19. Y yo que, suponiendo todo lo que dicen, que no acabo de entender porque el inventito se instala en la tubo de retorno de combustible y no el de alimentación… es decir, si todas estas chachicosas que hace al combustible mejoran la combustion, porque no se hace a todo el combustible en vez de al pequeño porcentaje de combustible que vuelve al deposito por el tubo de retorno?

Los comentarios están cerrados.