108 linternas chinas contra el abuso infantil causan un avistamiento masivo de ovnis en Chicago

Linternas chinas lanzadas por una fundación que lucha contra el abuso infantil causaron el sábado por la noche un avistamiento masivo de ovnis en Chicago. Los objetos fueron captados con sus móviles por viandantes y, al menos, una de las grabaciones acabó en los informativos de televisión, la de Nicole Dragozetich. Esta mujer iba al volante de su coche hacia un restaurante cuando vio gente parada en la calle, mirando al cielo. Se detuvo y, al percatarse de la presencia de las luces anaranjadas, sacó el teléfono y se puso a grabar un vídeo que ha emitido el canal local WLS-TV 7. En él, se escucha la voz de una mujer que dice medio en broma: «¡Vienen de Roswell!», en refencia al platillo volante que, según la mitología ovni, se estrelló en esa localidad de Nuevo México en julio de 1947. Unos hispanos grabaron otro vídeo, que pueden ver aquí abajo, entusiasmados por el espectáculo ofrecido por «nuestros visitantes». En realidad, las naves extraterrestres eran 108 linternas chinadas lanzadas, a partir de las 19.30 horas, por los miembros de la Fundación Bebé James «en honor a niños que han perdido sus vidas víctimas del abuso infantil», según explica la organización en su web. ¡Vaya decepción para los testigos y para algunos aficionados a los platillos volantes que, según The Daily Mail, habían vinculado las luces de Chicago con otras vistas sobre Miami un día antes!
Linternas chinas lanzadas por una fundación que lucha contra el abuso infantil causaron el sábado por la noche un avistamiento masivo de ovnis en Chicago. Los objetos fueron captados con sus móviles por viandantes y, al menos, una de las grabaciones acabó en los informativos de televisión, la de Nicole Dragozetich. Esta mujer iba al volante de su coche hacia un restaurante cuando vio gente parada en la calle, mirando al cielo. Se detuvo y, al percatarse de la presencia de las luces anaranjadas, sacó el teléfono y se puso a grabar un vídeo que ha emitido el canal local WLS-TV 7. En él, se escucha la voz de una mujer que dice medio en broma: «¡Vienen de Roswell!», en refencia al platillo volante que, según la mitología ovni, se estrelló en esa localidad de Nuevo México en julio de 1947. Unos hispanos grabaron otro vídeo, que pueden ver aquí abajo, entusiasmados por el espectáculo ofrecido por «nuestros visitantes». En realidad, las naves extraterrestres eran 108 linternas chinadas lanzadas, a partir de las 19.30 horas, por los miembros de la Fundación Bebé James «en honor a niños que han perdido sus vidas víctimas del abuso infantil», según explica la organización en su web. ¡Vaya decepción para los testigos y para algunos aficionados a los platillos volantes que, según The Daily Mail, habían vinculado las luces de Chicago con otras vistas sobre Miami un día antes!