‘Diario Médico’ alerta de que la homeopatía es placebo y pide al Gobierno que no confunda a la población

«La homeopatía, un placebo demasiado caro», titula hoy Diario Médico un editorial en el cual advierte de que esta pseudomedicina no ha demostrado nunca efectividad alguna y pide que eso quede claro en la información de sus productos. La definición de medicamento «es un esquema bastante amplio, pero en el que hoy por hoy no cabe la homeopatía. Basta con darse una vuelta por las bases de datos científicas para comprobar la inexistencia de estudios que la avalen, salvo los promovidos por los propios fabricantes y publicados en revistas alternativas de dudoso rigor», sentencia el texto.
Inicio del editorial que 'Diario Médico' dedicado a la homeopatía.El editorial destaca que esta práctica ha sobrevivido «entre la defensa apasionada de unos pocos médicos y farmacéuticos, y sus pacientes, y el escepticismo de la mayoría de los profesionales sanitarios». Es de agradecer que Diario Médico recalque que el apoyo a esta pseudoterapia entre los profesionales de la salud es minoritario, algo que debería tener presente todo periodista. Y la sitúa, acertadamente, entre las terapias fideístas, «en las que sólo importa la capacidad de autosugestión para conseguir una aparente curación o alivio».
Diario Médico considera «poco afortunadas y bastante confusas» las declaraciones de Belén Crespo, farmacéutica y directora de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS), a El Mundo y El País, y pide al Gobierno central que la ordenación del mercado homeopático se haga «con mucho cuidado para no confundir aún más a la población. Sus certificados [se refiere a los de los remedios de esta industria] deberían indicar con claridad efectos e indicaciones de estos productos, si es que tienen alguno, y alertar de que, por ejemplo, no pueden sustituir a las vacunas. En supuestos como éste algo inocuo puede resultar peligroso». En esa línea, les recuerdo que el Círculo Escéptico va a presentar alegaciones al proyecto de orden ministerial de regularización de los productos homeopáticos para exigir que en la norma prime la protección al consumidor frente a los intereses de la industria del sector.
¿Cómo encaja este duro editorial con que Diario Médico haya organizado para febrero una jornada sobre mercadotecnia farmacéutica con Boiron como ponente? Muy fácil. Una redacción no suele organizar actos. Esa tarea recae en otros departamentos de la empresa que, aunque deberían, no siempre tienen clara la línea editorial. Sospeché que algo así había ocurrido en este caso, y el editorial de hoy lo confirma. Me alegra porque Diario Médico sigue estando donde yo creía que estaba, con la ciencia y la medicina basada en la evidencia. Lean el editorial: merece la pena por claro, conciso y contundente.

‘Diario médico’ organiza una jornada sobre ‘marketing’ farmacéutico con Boiron como ponente

Diario Médico, cabecera de referencia en el ámbito medico sanitario español, ha invitado a Laboratorios Boiron a participar como ponente en la jornada Últimas tendencias en ‘marketing’ farmacéutico, que se celebrará el 11 de febrero en el Auditorio Unidad Editorial y en el que la inscripción cuesta 950 euros + IVA (808 euros + IVA si uno se apunta antes del 17 de enero). Es cierto que en la multinacional francesa dominan la mercadotecnia como pocos -ganan millones con la venta de agua y azúcar a precios escandalosos-, pero lo que promocionan y comercializan no tiene nada que ver con la farmacia, «la ciencia y práctica de la preparación, conservación, presentación y dispensación de medicamentos». Porque los productos de Boiron son tan medicamentos como de prestigiosas marcas suizas los relojes de la teletienda.
Portada del programa de la segunda edición de la jornada 'Últimas tendencias en 'marketing farmacéutico'.En los dos siglos pasados desde que Samuel Hahnemann estableció los principios de la homeopatía, ninguno de sus remedios ha demostrado su efectividad en ensayos clínicos, y todos los estudios científicos han concluido que sus efectos se reducen a los del placebo. Pero el poderoso grupo de presión homeopático consiguió sacar adelante en Europa la Directiva 2001/83/CE, que exime a sus productos de demostrar efectividad alguna, y ahora el Gobierno de Madrid -que durante dos décadas ha permitido la venta de esos falsos remedios sin la preceptiva autorización de la Agencia Española de Medicamentos y Productos Sanitarios (AEMPS)– va a regularizar cientos de compuestos homeopáticos con una multimillonaria rebaja de las tasas a sus fabricantes. Dinero escamoteado a todos los españoles en beneficio de las multinacionales del sector. Tanto en Bruselas como en Madrid se ha legislado, en este caso, a favor de los fabricantes de productos milagro y en contra de los consumidores, indefensos ante unos compuestos tan inútiles como el crecepelo del buhonero de las películas del Oeste, pero de venta en farmacias y recetados por médicos.
Al invitar a Laboratorios Boiron a la jornada sobre mercadotecnia farmacéutica, Diario Médico pierde credibilidad. Y la multinacional francesa dedicada a la comercialización de agua y azúcar como si fueran medicamentos tiene la oportunidad de disfrazarse de empresa farmacéutica, algo que no es ni ha sido nunca. Esther Polo, e-business manager de Boiron en España, venderá a los asistentes al encuentro madrileño su moto en una intervención titulada «Caso práctico: cómo aterrizar un proyecto de customer experience y social media desde un enfoque 360º y optimizando al máximo la inversión. La voz de Boiron». Si yo fuera el representante de una compañía farmacéutica de verdad, consideraría un insulto compartir escenario de igual a igual con un vendedor de pócimas mágicas.