El ovni de la ciudad china de Xian es un reflejo

El ovni fotografiado sobre la pagoda de la Gran Oca, en la ciudad china de Xian.

El ovni fotografiado el jueves sobre la pagoda de la Gran Oca, en la ciudad china de Xian, «es un ejemplo de lens flares o reflejos internos en el objetivo de la cámara», según el ingeniero de telecomunicaciones Manuel Borraz. Este experto en el análisis de imagenes y avistamientos atribuidos a platillos volantes ha presentado hace unas horas su explicación en una lista de correo vinculada a la Fundación Anomalía, de la cual es un destacado miembro.
«¿Cómo es que un único foco luminoso ha dado lugar a dos reflejos? Seguramente porque no había uno, sino dos focos luminosos muy próximos entre sí. En la imagen disponible ambos focos quedan solapados en un área común muy luminosa, pero los rayos que introduce la óptica de la cámara delatan la presencia de los dos focos», explica Borraz. Y pone como ejemplo la escuadrilla de ocho ovnis fotografiada sobre el Queen Mary en California en enero, que el escéptico Luis Ruiz Noguez identificó como lens flares.
Que el ovni de la pagoda de Xian es un reflejo me lo pareció hasta a mí, que no sé nada de fotografía, cuando el periodista Julio Arrieta me enseñó la imagen, así que ¿en qué estaban pensando los medios que la publicaron?, ¿es que ningún redactor consultó con uno de sus fotógrafos? Pues parece que no, que les bastó con escribir que la noticia había sido publicada en la versión en español del Diario del Pueblo, el periódico portavoz del Partido Comunista de China, para creer que así eludían toda responsabilidad sobre la naturaleza de los hechos.