Entre fantasmas

A cañonazos contra los ovnis

Uno de los objetos que sobrevolaron Los Ángeles el 25 de febrero de 1942, iluminado por los reflectores y entre detonaciones de proyectiles.

Se conoce como la batalla de Los Ángeles. Tuvo lugar en la madrugada del 25 de febrero de 1942. Durante una hora, las baterías antiaéreas que protegían la ciudad californiana dispararon sin descanso contra lo que los militares creían que era un avión japonés. Más de mil cuatrocientos proyectiles. Ni uno dio en el blanco. Según Beyond the spectrum. Being taken (2018), documental que pueden ver en Amazon Prime Video, el objeto era en realidad una nave extraterrestre y a episodios como ese se debe que los visitantes no se muestren más abiertamente. “Siempre les hemos disparado”, lamenta el narrador…

Sigue en el diario El Correo (suscripción).

Alienígenas ancestrales

Pinturas rupestres de los wandjina, espíritus de la lluvia y las nubes de los aborígenes australianos, en las que Erich von Däniken y sus seguidores ven seres extraterrestres. Foto: Claire Taylor.Hubo un tiempo en que canales como National Geograhic, Historia y Discovery eran la última trinchera de la razón frente a lo sobrenatural. Las apariciones de fantasmas y alienígenas, los poderes paranormales, los videntes y los misterios del pasado eran diseccionados y explicados por psicólogos, sociólogos, biólogos, historiadores, físicos y un largo etcétera de expertos que los analizaban a la luz de la ciencia. Normalmente confinados en la televisión de pago, hasta llegaron a verse episodios de series como Is it real? (National Geographic) a modo de relleno en algún canal generalista de esos que solo por error emiten un programa cultural…

Sigue en el diario El Correo (suscripción).

El ‘efecto Scully’

La agente del FBI y patóloga forense Dana Scully practica un autopsia en 'Expediente X. Foto: 20th Century Fox.

“¿Debo entender que quiere que desacredite el proyecto de los Expedientes X, señor?», preguntó a sus superiores la joven pelirroja. “Agente Scully, confiamos en que hará el análisis científico apropiado”, le respondieron. Patóloga forense y agente del FBI, Dana Scully fue asignada en 1993 como compañera de Fox Mulder, un colega obsesionado con lo paranormal sobre cuyo trabajo tenía que redactar informes para sus jefes. Antes de que le viéramos a él en la pantalla, ella nos lo presentó en la misma escena del episodio piloto de Expediente X del diálogo anterior, después de que la preguntaran si le conocía: “Es un psicólogo educado en Oxford que escribió una monografía sobre asesinos en serie y ocultismo, que ayudó a atrapar a Monty Propps en 1988. Se le considera el mejor analista en la sección de crímenes violentos. Tenía un apodo en la Academia: Mulder El Siniestro“….

Sigue en el diario El Correo (suscripción).

Luces extrañas sobre el Bilbao de 1881

El 'Saladin', con Walter Powell en la barquilla, se adentra en el canal de la Mancha tras haber tocado tierra bruscamente en los acantilados de Bridport.

No abundan las referencias a España en la obra de Charles Fort, el considerado inventor de lo paranormal y primer ufólogo, aunque murió en 1932, quince años antes de la visión de los primeros platillos volantes. Autor excéntrico donde los haya, nació en Albany (Estados Unidos) en 1874 y malvivió gracias a trabajos esporádicos -el periodismo, incluido. hasta que en 1916 una pequeña herencia le resolvió la vida. A partir de ese momento, se dedicó exclusivamente a visitar bibliotecas para rebuscar en revistas y periódicos viejos el rastro de fenómenos anómalos. Hechos condenados por la ciencia, los llamaba él. Recopiló sin orden ni concierto en cuatro volúmenes desde lluvias de ranas y piedras hasta luces extrañas en los cielos. Y una oleada de avistamientos de objetos aéreos le acercó hasta el Bilbao de 1881, aunque solo mentalmente, porque era un ratón de biblioteca…

Sigue en el diario El Correo (suscripción).

Un jesuita entre ‘poltergeists’

El padre Quevedo realizando una demostración de levitación en los años 70.La parapsicología latinoamericana está de luto. Ha perdido a una de sus figuras más relevantes. El jesuita español Óscar González Quevedo murió el 9 de enero en Belo Horizonte (Brasil), a los 88 años. Autor de libros como Las fuerzas físicas de la mente (1969) y Qué es la parapsicología (1969), su visión del mundo compatibilizaba la creencia en fenómenos como la telepatía y la adivinación -“se puede prever lo que va a pasar en el futuro, pero no más allá del campo de existencia”- con un beligerante escepticismo centrado en los desaprensivos que se aprovechan del dolor ajeno…

Sigue en el diario El Correo (suscripción).