Timos

Dos fantasmas embotellados alcanzan ya un precio de casi 800 euros en una casa de subastas de Internet

Fantasmas embotellados a subasta en Internet.Un vecino de Christchurch (Nueva Zelanda) ha sacado a subasta en Internet dos fantasmas que un exorcista capturó para él en dos frascos. El individuo sostiene que uno de los espectros es el de un hombre llamado Les Graham, que murió en los años 20 en la casa en la que vive. “El exorcista cree que a este espíritu le gusta darse a conocer y asustar a la gente, aunque no es muy fuerte”, explica el vendedor. El otro fantasma se manifestó por primera vez cuando él y su pareja jugaban con una ouija. “Creemos que es una niña pequeña a la que le gusta mover cosas y cambiarlas de un lado a otro. El exorcista dice que es y fuerte y, si le dejamos, lo será más”. Como no han vuelto a sufrir molestias en la casa desde el 15 de julio, el hombre piensa que los fantasmas están encerrados en los dos frascos de agua bendita que subasta, porque ésta “amortigua la energía de los espíritus, los hace dormir. Para revivir el espíritu, me han dicho que hay que verter el agua en un recipiente pequeño y dejar que se evapore en tu casa. Sólo quiero deshacerme de ellos, ya que me asustan. Pero alguien podría quererlos para jugar”.

Las preguntas de la gente son para morirse de risa. Está quien se enfada porque diga que hay alguien al que pueden interesar los espíritus para jugar y quien sugiere al vendedor que busque a parientes de los fallecidos para que éstos puedan descansar en paz. Él sigue el juego y responde, por ejemplo, que ha buscado a familiares de los espectros y no los ha encontrado. Cuando otro internauta le recrimina que crea posible meter a un fantasma en un frasco, él responde que está documentado históricamente. Supongo que se refiere al cuento de Aladino y la lámpara maravillosa o algo así. Y explica que los frascos están etiquetados para que el comprador no desembotelle accidentalmente a la niña, “que es muy activa”. Lo más impresionante es que las pujas se suceden, ya se ofrecen por la pareja de fantasmas cerca de 800 euros, y la subasta no acabará hasta el lunes. Parece increíble que haya gente tan tonta.

¿Por qué las asociaciones de consumidores callan ante la estafa de los brujos?

La vidente y médium MarilynRossner.Me entero, por un teletipo de Efe, de que hoy se ha inaugurado en la nueva estación de autobuses de Pamplona el III Salón del Esoterismo y las Terapias Naturales; es decir, una feria del engaño y la superstición. Y dice el autor del despacho que se trata de “una importante cita para los amantes de estas ciencias que cuenta con una larga trayectoria en otras ciudades de España”. Para empezar, las artimañanas con las cuales los expertos que participan en este tipo de encuentros embaucan al personal tienen de ciencia menos que el cura, cura, sana, culito de rana… de medicina.

Son fraudes mucho más descarados que los que habitualmente denuncian las asociaciones de consumidores. Sin embargo, estas organizaciones guardan silencio ante quienes cobran por servicios inexistentes y fraudulentos como ver el futuro, hacer cartas astrales, fotografiar el aura, conectar con los muertos, leer las líneas de la mano, dibujar al espíritu guía, sanar espiritualmente y otras excentricidades.

¿Por qué las asociaciones de consumidores y las autoridades son tan permisivas con quienes se aprovechan de los incautos? ¿Por qué agencias de noticias serias siguen haciendo el juego a personajes como la médium canadiense Marilyn Rossner, quien alardea de unos poderes que no tiene? ¿Cuándo va el Ejecutivo español a trasponer de una vez a nuestra legislación la directiva europea que, para proteger a los consumidores, obliga a todo el que venda un servicio -brujos, incluidos- a demostrar la realidad de lo que ofrece?