Canarias, ¿tierra de ovnis?

‘El fenómeno ovni en Canarias desde el siglo XVIII hasta 1980’, de Ricardo Campo.No hay en España un lugar más misterioso que las islas Canarias. En sus inmediaciones localizaba en los años 70 el psiquiatra Fernando Jiménez del Oso una base submarina de ovnis -entendidos éstos como naves alienígenas, por supuesto-; en la playa tinerfeña de La Tejita situaba el contactado Francisco Padrón un encuentro con una computadora de Urano llamada Opat-35; en aguas del archipiélago se sumergió el siempre fantasioso Manuel Carballal y encontró restos de la Atlántida; y en Tenerife descubrió el explorador noruego Thor Heyerdahl unas pirámides que consideraba la prueba del paso de los egipcios en su viaje hacia América. El exotismo que esas islas tienen para la mayoría de los españoles -distan de la Península Ibérica más de 1.600 kilómetros y son geográficamente África- se ha visto desde hace décadas espoleado por autores que las han llenado de extraterrestres, fenómenos paranormales y ruinas misteriosas.

“El archipiélago canario es uno de los lugares del mundo donde con mayor frecuencia se produce el avistamiento de ovnis”, se asegura en la contraportada de Los ovnis en Canarias, obra del ufólogo isleño José Gregorio González. El libro data de 1995, y su autor repite una cantinela que era vieja dos décadas antes cuando, en la adolescencia, empecé a interesarme por el fenómeno ovni: que algo raro pasa en Canarias. Ya el 26 de marzo de 1979, Jiménez del Oso dedicaba una entrega de Más Allá, el programa que tenía en TVE, a especular sobre una base submarina de ovnis en las islas. ¿La razón? El avistamiento masivo de un objeto no identificado que salió del mar disparado hacia el cielo canario al anochecer del 5 de marzo de 1979…

… Sigue en “¡Paparruchas!”.