Feng shui

El Ayuntamiento de Erandio promueve la reflexología, el reiki, el feng shui, las flores de Bach y la astrología china

Si quiere usted anticonocimiento en estado puro, apúntese a los cursillos sobre reiki, feng shui, flores de Bach, astrología china y reflexología que organiza hasta junio la Oficina de Información Juvenil del Ayuntamiento de Erandio. Podrá disfrutar de una “sintonización personal” y de que determinen sus “direcciones de brújula propicias con la calculadora del número kua”. Supongo que la sintonización de marras servirá para poder escuchar Milenio 3, Espacio en Blanco, Luces en la Oscuridad, La Rosa de los Vientos y cualquier otro delirante programa de radio sin receptor, y que lo de la brújula será útil para no perderse entre extraterrestres, atlantes, poderes paranormales, medicinas alternativas, demonios, fantasmas, psicofonías, milagros, monstruos y rituales varios.

“Veremos los principios básicos del reiki. Hablaremos sobre los chakras, el aura y la relación conciencia/energía”, dice el folleto municipal sobre el curso de reiki. “¿Qué elemento define mi personalidad? ¿Soy agua, madera, fuego, tierra, metal? ¿Voy a tener suerte este año del Dragón con Agua? ¿Cómo aplico curas feng shui según mis elementos y mi signo animal chino?”, se preguntan acerca de la astrología china.  “Nos aproximaremos desde los conocicmientos de la física a esta técnica. Hablaremos del significado de los trigramas y del I Ching. Explicaremos las diferencias y similitud eentre las dos interpretaciones básicas de feng shui y veremos cómo aplicar sus conceptos de forma práctica”, explican sobre el feng shui. Todo, previo pago, por supuesto. El curso más barato es el de astrología china -3 euros para erandiotarras menores de 35 años, 4 para los mayores y 5 para los de fuera del pueblo-, mientras que el resto cuesta entre 20 y 30 euros, según se esté empadronado en Erandio o no.

No sabía nada de esta apuesta municipal hasta que anteayer me alertó Daniel, de Erandio, escandalizado porque se destine dinero de todos a cosas así. El reiki es una imposición de manos vestida de orientalismo que basa su efectividad en la manipulación de energías inexistentes, al igual que el feng shui. Y la astrología china tiene tanto fundamento como la occidental, la reflexología y las flores de Bach. Son todo timos.  Mejor harían las instituciones enseñando a la gente a pensar críticamente, a defenderse de timadores, a detectar fraudes y engaños como los que promueven la Oficina de Información Juvenil de Erandio y la teletienda. Además de instructivos, los cursillos sobre pensamiento crítico pueden a ser muy divertidos.

El posgrado pseudocientífico de la Universidad de Gerona, en Punto Radio Bizkaia

Alberto Fernández Sierra, Patxi Herranz y yo hablamos el martes pasado en Bizkaia y Punto, en Punto Radio Bizkaia, del posgrado pseudocientífico de la Universidad de Gerona, en la octava entrega del curso 2011-2012 de Magonia, mi espacio semanal dedicado al pensamiento crítico en la emisora de Vocento.

Eliminan el feng shui del curso pseudocientífico de la Universidad de Gerona y dicen que no lo han hecho

La Fundación Universidad de Gerona ha cambiado el programa del Posgrado en salud y armonía del hábitat, un curso pseudocientífico denunciado hace días por el escéptico Alberto Fernández Sierra, para intentar lavar su imagen y no quedar como impulsora de la charlatanería. Lo ha descubierto, otra vez, Fernández Sierra, pero la institución ha negado a varios medios haber realizado cambios. Dice que el programa es el que era. Se olvidan en la Universidad de Gerona (UdG) de la caché de Google, que lo guarda todo y les deja con el culo al aire.

Como por arte de magia, se han esfumado del curso charlas como “La visión oriental de la realidad”, “Feng shui en la arquitectura clásica china”, “Nociones básicas de energéticas oriental”, “Análisis geomántico del espacio”, “Geometría y las cinco transformaciones”, “Creación de planos telúricos”, “Estudio del magnetismo terrestre y su influencia en los seres vivos. Análisis de la brújula. Los cinco arquetipos elementales y la física clásica”, “Feng shui urbano” y “Paisajismo y feng shui. Urbanismo. Feng shui rural”, todas ellas impartidas por Vicente San Juan, un cultivador del feng shui, la astrología, el masaje metamórfico y otros sinsentidos; la de “Análisis de la percepción. Visión aural”, de Cristian Salado; la de “Geometría sagrada”, de Alicia Castan y Jaime Buhigas; y la de “La flor de la vida y el color”, de Yolanda Vila. Han mantenido, eso sí, las prácticas de radiestesia -el zahorismo de toda la vida- a cargo de Mariano Bueno.

La UdG puede decir que no, pero la caché de Google demuestra que han intentado lavar la cara a un curso propio de una revista esotérica. Por si desaparece, como algunas charlas del programa original de este vergonzoso curso de posgrado, aquí les dejo una imagen de el antes y el después:

Porgrama del curso pseudocientífico de posgrado de la Universidad de Gerona.

Por cierto, la UdG ha suspendido el curso no por su carácter anticientífico, sino por el jaleo que se ha montado en Internet, con envío de mensajes de correo electrónico y recogida de firmas incluida, a la que nos sumamos más de 1.300 personas. Según El Periódico, en el Rectorado aseguran que “el curso se ha cancelado por la polémica que se ha levantado, pero en ningún momento se cuestiona su validez científica”. Los profesores promotores del Posgrado en salud y armonía del hábitat han amenazado a Fernandez Sierra con llevarle a los tribunales. Gabriel Barbeta, arquitecto y uno de los profesores del curso, ha dicho en el Diari de Girona que  considera la campaña un “ataque con tono amenazador y con falta de respeto, incluso incitador a la violencia”, y que estudia emprender acciones legales contra mi colega. Queda claro que Barbeta tiene las mismas dificultades para diferenciar ciencia de anticiencia que para distinguir libertad de expresión de violencia. Aquí nadie, más que él, ha amenazado a nadie.

Quienes hemos denunciado lo irracional del curso de la UdG nos hemos limitado a dar a conocer nuestra opinión e informar de ella a las autoridades que pueden evitar que una universidad seria haga el ridículo abriendo sus aulas a la superstición. Espero que, si Barbeta emprende acciones legales contra quienes creen que la superstición no tiene lugar en la Universidad, tenga a bien incluirme junto a Fernández Sierra. Será un honor.

El reiki y un posgrado pseudocientífico de la Universidad de Gerona, en Punto Radio Bizkaia

Patxi Herranz y yo hablamos el martes pasado en Bizkaia y Punto, en Punto Radio Bizkaia, del reiki y un posgrado pseudocientífico de la Universidad de Gerona, en la séptima entrega del curso 2011-2012 de Magonia, mi espacio semanal dedicado al pensamiento crítico en la emisora de Vocento.

Feng shui, energías orientales, geometría sagrada, zahorismo y otras patrañas, en la Universidad de Gerona

Universidad de Gerona (UdG)Me enteré ayer a través de Cerebros No Lavados, el blog de Alberto Fernández Sierra, y, sinceramente, al principio me costó creerlo. Pero, con la capacidad de amparar patrañas de la Universidad española ocurre lo mismo que con la telebasura, que, para cuando crees que ya ha llegado al límite, lo supera de largo. Uno ha visto casi de todo en nuestra enseñanza superior –cursos de periodismo a cargo de fabricantes de misterios, promoción de la antivacunación, apertura de cátedras de homeopatía…-, pero ha batido todos los records. Por ahora, que también creíamos que, con Nieves Herrero y su cobertura del caso de las niñas de Alcàsser, la basura televisiva había llegado al tope.

Resulta que en la UdG, por 1.175 euros de nada, puedes conseguir 11 créditos si asistes a 120 horas de disparates varios reunidos bajo el título de Posgrado en salud y armonía del hábitat. Como escribe Fernández Sierra, el curso en cuestión es una recopilación de “modas de la Nueva Era, palabrería barata para intentar parecer ciencia, pero que en realidad es curanderismo 2.0″. Así, se hablará de la conciencia global holística, del feng shui, de la (pseudo)ciencia de la construcción de las catedrales, del telurismo, de la energía oriental, de la hipersensibilidad electromagnética, del zahorismo -ellos lo llaman geobiología-, de la visión del aura… ¡Sólo falta la Bruja Lola! De verdad, echo de menos en la oferta sesiones de tarot, lectura de los posos del café, astrología

No sé quién habrá dado el visto bueno a este disparate coordinado por Vicente San Juan, un cultivador del feng shui, la astrología, el masaje metamórfico y otras bobadas; pero ha dejado la credibilidad de la UdG, donde tengo buenos amigos, a la altura de la del ikerjimenecismo. El director del despropósito es un tal Gabriel Barbeta, profesor de arquitectura de la universidad y partidario de “diseñar y construir desde intenciones, pensamientos positivos, meditación, geometría sagrada, materiales programados y amor “. Y hay más profesores implicados, lo que demuestra que, como pasa en todos los colectivos, tener un título superior no inmuniza ante la charlatanería.

Mauricio-José Schwarz recuerda que la rectora de la UdG, Anna María Geli, destacaba hace cuatro meses en una entrevista que uno de los objetivos de la Universidad tiene que ser “estimular el pensamiento crítico”. Tiene razón y buenas muestras en el centro que dirige. Es mucho el trabajo que hacen, por ejemplo, en la Cátedra de Cultura Científica y Comunicación Digital de la UdG, cuyos responsables estarán bastante disgustados y a los que en estos momentos hay que apoyar más que nunca. ¿Cómo? Hagan lo que sugiere Fernández Sierra: escriban por correo electrónico a la rectora y a Joan Saurina, director de la Fundación Universidad de Gerona, entidad que, en última instancia, está detrás del curso de marras. Si quieren, pueden usar tal cual o modificar el modelo de queja que ha preparado Schwarz.

Pueden callarse, pero luego no lamenten que la pseudociencia y la charlatanería campan a sus anchas en la Universidad española. Y, cada vez que descubren una universidad que haga cosas parecidas, avisen.