La OMC pide a TVE que impida a Mariló Montero hacer “afirmaciones banales” sobre asuntos de salud

Mariló Montero, con un limón en su programa.

La Organización Médica Colegial (OMC) ha pedido a TVE, en una carta abierta, que conmine a Mariló Montero a “que se abstenga en lo sucesivo de hacer afirmaciones banales en asuntos relacionados con la salud”, después de las dos intervenciones -el 21 de enero y el 6 de febrero- en las que defendió que el olor del limón previene el cáncer. La OMC recuerda que esa afirmación carece de base científica y considera lo que hizo la presentadora una frivolidad impropia de la televisión pública, “que lo único que provoca es inquietud y sufrimiento a las personas que padecen este tipo de enfermedad”. El programa La mañana, de La 1, hace habitualmente publicidad de todo tipo de pseudoterapias. No es la primera vez que Mariló Montero juega con la salud. En octubre de 2012, Montero puso en cuestión trasplantes de órganos porque el posible donante era un asesino y podía pasar su alma a los receptores.

Mi más sincera felicitación a la OMC por dejar las cosas claras en el comunicado que reproduzco seguidamente:

Ante la situación provocada por las declaraciones de la presentadora de La mañana de La 1 de TVE, Mariló Montero, quien el pasado día 21 de enero aseguró que el olor del limón previene el cáncer, la Organización Médica Colegial (OMC) quiere expresar su más enérgica queja por semejante afirmación sin base científica firme, que lo único que provoca es inquietud y sufrimiento a las personas que padecen este tipo de enfermedad.

Consideramos que no se puede frivolizar sobre un tema tan sensible como el cáncer y menos en la televisión pública que debe ser rigurosa en temas de salud y debe contar con opiniones fundamentadas por expertos sobre el tema en cuestión.

La reafirmación de la presentadora, realizada el pasado día 6 de febrero, sobre la hipótesis de que el olor del limón previene el cáncer, basándose en un estudio según el cual un componente del limón podría inhibir el crecimiento de células cancerosas en cultivos de laboratorio, pero del que no se han realizado pruebas en animales ni, por supuesto, ensayos clínicos, no hace más que empeorar la situación para muchas personas angustiadas y deja en evidencia, una vez más, la frivolidad de su afirmación.

Por ello, rogamos que la TVE deje claro a los espectadores que, hoy por hoy, no existen evidencia científica de que el olor del limón prevenga el cáncer. Y conmine a la presentadora para que se abstenga en lo sucesivo de hacer afirmaciones banales en asuntos relacionados con la salud.