Los “estudiantes progresistas” de la Universidad de Valencia organizan jornadas de reiki y ‘rebirthing’

El reiki y el rebirthing protagonizarán dos de los tres días de las III Jornadas de Psicología y Logopedia de Campus Jove, “una organización estudiantil progresista que tiene como principal objetivo la defensa de los derechos de los estudiantes de la Universidad de Valencia (UV) y la construcción de la universidad valenciana, pública, de calidad e internacional”. “Hemos querido seguir con la dinámica de mostrar disciplinas que no se estudian en la facultad, pero son útiles en la sanación del ser humano, tanto desde la psicología, como desde la medicina, fisiología, etcétera”, han explicado los responsables de la iniciativa en Facebook, en un anuncio que han borrado tras la publicación de esta anotación..

Cartel de las III Jornadas de Psicología y Logopedia de Campus Jove en la Universidad de Valencia.Sara Fonseca, vicecoordinadora general de Campus Jove, argumenta que “el reiki es una técnica de sanación natural a través de la energía reconocida por la OMS, el rebirthing es una técnica de respiración consciente y conectada de crecimiento personal y autosuperación, y el Hatha Yoga incluye la práctica de ásanas o posturas corporales que aportan a los músculos firmeza y elasticidad, y calman la mente”. Ella es parte interesada. Además de como psicóloga, se presenta en Linkedin como grafóloga y maestra de reiki. La grafología es una disciplina tan científica como la culomancia.

El reiki se basa en la idea de que por nuestro cuerpo fluye una energía (ki) vital universal (rei). Según sus practicantes, cuando esa energía se bloquea, se producen enfermedades y trastornos de los cuales uno puede curarse si un experto elimina esos bloqueos energéticos mediante la imposición de manos. Naturalmente, esa energía vital sólo la detectan los creyentes. En 1996, una niña de 9 años, Emily Rosa, demostró con un sencillo experimento que los practicantes del toque terapéutico, una variante occidental del reiki que se ha colado en la Sanidad estadounidense, son incapaces de detectar la energía vital que dicen manipular. La niña publicó dos años después los resultados de su investigación en la prestigiosa revista de la Asociación Médica Americana, dejando claro que el toque terapéutico es una patraña.

El rebirthing es una pseudoterapia inventada por los escritores estadounidenses Leonard Orr y Sondra Ray en su libro Rebirthing in the New Age (Renacimiento en la Nueva Era. 1977). Consideraban que recordar ciertos momentos traumáticos del nacimiento tiene beneficios terapéuticos. Orr desarrolló unas técnicas de respiración que, según él, hacen recordar la estancia en el útero materno y el nacimiento, lo que asegura que sirve para curar enfermedades físicas y controlar las emociones. “Leonard –dice en su web oficial– fue espiritualmente iluminado en 1960″, cuando tuvo “innumerables” episodios de recuerdos “de su nacimiento, prenatales y de su infancia”. ¿Pruebas de todo eso? Las mismas que de la existencia de los marcianos. La técnica de respiración de Orr está incluida en el libro Crazy therapies: What are they? Do they work? (Terapias locas. ¿Qué son? ¿Funcionan? 1996), de los psicólogos Margaret Singer y Janja Lalich.

¡Se han cubierto de gloria los autodenominados “estudiantes progresistas” de la UV! El reiki y el rebirthing (renacimiento) son pseudociencia en estado puro y abrirles las puertas de la universidad -las jornadas se celebrarán del martes al jueves próximos en un aulario entre las facultades de Psicología y Odontología- es tan disparatado como hacerlo a la sábana santa. Como dice el estudiante que me ha alertado de este disparate, “es una vergüenza que tal y como están las cosas utilicemos los espacios públicos para promover la estupidez”. El cartel de las jornadas, que cuentan con el apoyo de la UV y de una tal Asociación Samadhi de Salud Integral, da por hecho que tenemos un cuerpo físico, uno mental, uno emocional y uno energético. Casi nada.